Oviraptor

Esta peculiar especie obtiene su nombre oviraptor del latín, que significa “Ladrón de huevos”, esto debido a que surgió una teoría de que se alimentaba principalmente de huevos, pues sus restos fueron descubiertos cerca de un nido, especulando su pudo haber estado robando huevos para alimentarse, pero hoy conocemos que esa teoría está obsoleta, ya su actualmente se cree que se encontraba en su propio nido.

Se cree que el oviraptor vivió en Asia hace 75 millones de años aproximadamente. A pesar de que se ha obtenido mucha información de este animal, sus huesos parecieran no estar suficientemente cuidados por el paso del tiempo, por esto aún sigue en marcha su investigación para una mejor perspectiva de su vida.

Parecido extraordinario del oviraptor

Este dinosaurio es constantemente comparado con las aves de nuestros tiempos, a diferencia que ellos median alrededor de dos metros de largo y podía pesar unos 11 kilogramos aproximadamente, lo que hacía de ellos una especie de ave muy grande y muy ligera a la vez.

Oviraptor

Oviraptor

Muchas de las huellas que se encontraron en las investigaciones muestran que ellos estaban dotados por una capa gruesa de plumas, y que probablemente su cola igualmente tendría plumas aún más largas y alas, pues al estudiar sus nidos coinciden con esta descripción y muestran que claramente usaban sus alas para cubrirlos. Además de esto estudios han demostrado que tenía una caja torácica muy similar a la de los pájaros y una cresta ligeramente visible, mucho más pequeña a las que estamos acostumbrados a ver. Constantemente se hacen comparaciones con un ave que actualmente se encuentra en Australia y Nueva Guinea llamada Casuario.

El oviraptor no comía huevos

A pesar de los rumores esparcidos de que esta especie se alimentaba de huevos robados, hoy sabemos que es totalmente falso, pero esta teoría fue más aceptada al principio porque, además de que fue encontrado cercano a un nido, se pudo notar que este animal no tenía dientes, sino dos agujas bastante afiladas ubicadas en el paladar, lo que podría ayudarles al momento de ingerir los huevos, aplastándolos también con sus poderosas mandíbulas.

El oviraptor no comía huevos

El oviraptor no comía huevos

Actualmente se llegó a la conclusión de que, como no contamos con un cráneo suficientemente preservado como para hacer un análisis a fondo, quizás no lleguemos a saber cuál era realmente su dieta, pero se cree que su boca podría ser una especie de pico, con el que podía alimentarse de hojas, ubicándolo en el grupo de los herbívoros, pues con este pico ya no necesitaba tantos dientes, porque el pico era suficiente como para arrancar las hojas y alimentarse.

El roba-huevos

Este dinosaurio se ha hecho notar gracias a su reputación inicial a la que debe su nombre; debido a esto se han generado varios debates para encontrar una mejor teoría que explique por qué fue encontrado cerca de un nido. Algunos apuntan a que simplemente era una especie bastante astuta y que colocaba sus propios huevos en otros nidos para que los empollaran y alimentaran en caso de ser necesario. Sin embargo, a pesar de haber desmentido los rumores, su reputación se ha presentado al mundo en diversas películas sobre dinosaurios, haciendo de este animal el que causa más intriga en los investigadores, incrementando su curiosidad cada día al darle una explicación más real a su comportamiento.

Oviraptor, el dinosaurio que roba huevos

Oviraptor, el dinosaurio que roba huevos

Responder

Uso de cookies

Kerchak.com utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies