Río+20, la ONU pone en marcha el “Desafío Hambre Cero”

Antes de que terminara este viernes, 22 de junio, la cumbre Río+20 sobre desarrollo sostenible, la ONU puso en marcha al margen de la conferencia una iniciativa para todos los países del mundo. Denominada “Desafío Hambre Cero”, pretende garantizar a toda la población mundial el derecho a la alimentación.

Mientras que los jefes de Estado y representantes de casi 190 países estaban reunidos en Río de Janeiro como parte de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Desarrollo Sostenible, una cumbre destinada a erradicar la pobreza en el mundo mediante el aprovechamiento de un modelo económico que respete el medio ambiente, la ONU puso en marcha el “Desafío Hambre Cero“.

Es el Secretario General de la ONU, Ban Ki-Moon, que ha emitido la convocatoria a todas las naciones, invitándolas “a ser valientes en pro de un futuro en el que toda persona tiene derecho a la alimentación“. Este reto es que los gobiernos en un primer momento, pero también al sector privado, a los agricultores, investigadores, y consumidores. “En un mundo de abundancia, nadie, ni una persona debe pasar hambre. Los invito a todos a unirse a mí para trabajar un futuro sin hambre“, afirmó Ban Ki-moon.

El Secretario General de las Naciones Unidas evoca un proyecto muy ambicioso, con la esperanza de ofrecer el acceso a toda la población a una alimentación adecuada durante todo el año, para que ningún niño, ni ninguna mujer embarazada sufra de desnutrición.

desafio hambre cero

Un problema que los países “no afrontan seriamente”

La idea del “Desafío Hambre Cero“, dijo Ban Ki-Moon, nació del éxito de la iniciativa brasileña del mismo nombre. Una transacción en la cual millones de personas han podido comenzar a disponer de una alimentación adecuada, asegura. Por supuesto, los objetivos fijados por las Naciones Unidas han sido muy bien recibidos por las organizaciones no gubernamentales de todo el mundo, como Oxfam, Barbara Stocking, cuya directora evoca un verdadero “rayo de esperanza en la cumbre“. ActionAid International acoge también con satisfacción la “esperanza” dada por los “objetivos ambiciosos“, anunciados por Ban Ki-Moon.

Pero estas asociaciones no olvidam que la sombra se cierne sobre Río +20 y el acuerdo tan satisfactorio se ha obtenido in extremis unas horas antes de su clausura. Oxfam critica que esta conferencia, tras veinte años de Cumbre de la Tierra no haya llegado antes a la conclusión de que “no podemos garantizar la sostenibilidad sin la erradicación del hambre“. Para Ayuda en Acción, la ausencia de este y otro tipo de compromisos en el texto final es “la prueba de que los países no se enfrentan a este problema de forma seria“.