Los labradores son comilones por naturaleza

Un estudio ha revelado que los factores genéticos se encuentran detrás de una mayor tendencia de esta raza a la obesidad.

Así como en los seres humanos, el exceso de peso en los perros compromete la salud. “El perro obeso es más propenso a problemas cardíacos, renales, de las articulaciones y a varias otras disfunciones”, explica Fernanda Fragata, directora del Hospital Veterinario de Sena Madureira, en São Paulo. “En general, vive hasta tres años menos que un animal con peso normal”, estima.

Y esta condición puede tener raíces genéticas — por lo menos en los labradores. Científicos de la Universidad de Cambridge, en Inglaterra, se dieron cuenta de que la raza no puede producir dos sustancias que apagan la sensación de hambre después de la comida. La investigación señaló que el 77% de los labradores llevan este cambio en el ADN. Por ello, debemos ser conscientes de ello para cuidar a nuestras mascotas, y así, no abusen de la comida, lo que sin duda los beneficiará en su estado de salud.

¿Cuáles son las razas más comilonas?

No sólo el labrador puede ser considerado como una raza comilona, existen otras razas que presentan este cambio en el ADN, aunque en menor porcentaje. Aquí te las presentamos:

  • Pug

  • Bulldog

  • Beagle

  • Basset hound

  • Perro salchicha

  • Poodle

  • Pinscher

¿Qué hacer para evitar que tu perro sufra de sobrepeso u obesidad?

He aquí algunas medidas importantes para que tu amigo no engorde.

Caminar

Es esencial pasear con el perro por un mínimo de 30 minutos, todos los días. Esto no sólo será benéfico para ellos, sino también para nosotros.

Raciona la comida

Ofrece tres o cuatro comidas al día, así,, tu amigo no pasará ayuno.

Una alteración del ADN está relacionada con esta característica del labrador

Una alteración del ADN está relacionada con esta característica del labrador

Controla los “aperitivos”

Es usual que solamos darles comida que nosotros comemos (como sobras, golosinas, etc.). Esto debe de controlarse al máximo, pues comúnmente no tenemos en cuenta estas pequeñas raciones cuando alimentamos a nuestros perros.

Préstale atención

Jugar con tu perro disminuye la ansiedad (tanto tuya como suya) y, por lo tanto, el deseo de comer a toda hora.

Uso de cookies

Kerchak.com utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies