Kerchak | | Medio Ambiente | No hay comentarios

Fenómenos meteorológicos extremos asociados con alteraciones de las corrientes atmosféricas

Los desastres naturales y el clima extremo se han acumulado en los últimos años, tanto las sequías, las inundaciones en Pakistán (en 2011) o las olas de calor (olas de calor de 2010 en Rusia y 2011 en los Estados Unidos ) y frío. Sin embargo, según los climatólogos que publicaron su estudio en los Anales de la Academia Americana de Ciencias (PNAS), estos fenómenos devastadores son el resultado de la misma perturbación de las corrientes atmosféricas en todo el mundo.

El origen de esta alteración: el calentamiento global resultante de las emisiones de gases de efecto invernadero, también el que proviene de las actividades humanas. “Una parte importante del flujo de aire en las latitudes medias de la Tierra por lo general toma la forma de ondas que se desplazan por todo el mundo, que van desde los trópicos y el Ártico“, dijo Vladimir Petukhov, autor principal de la investigación citada por AFP. “Cuando estas ondas oscilan hasta aspiran el aire caliente desde los trópicos a Europa y Rusia o Estados Unidos, y cuando se giran hacia abajo producen el mismo fenómeno pero con masas de aire frío del Ártico“.

Sin embargo, “hemos descubierto, durante varios de estos fenómenos meteorológicos extremos recientes, que las ondas atmosféricas se mantuvieron congeladas en su movimiento durante varias semanas“, dijo el científico. De hecho, los continentes se calientan y enfrían más rápido que los océanos, lo que también contribuye al estancamiento de las ondas aéreas. Además, hay que tener en cuenta el hecho de que el calentamiento de la Tierra no es uniforme, las diferencias de temperatura afectan al movimiento de estas masas de aire.

Los fenómenos climáticos extremos, como tifones se deben a una alteración de las corrientes atmosféricas, según un reciente estudio científico.

Los fenómenos climáticos extremos, como tifones se deben a una alteración de las corrientes atmosféricas, según un reciente estudio científico. © Istockphotos.

Períodos prolongados de frío o calor

Estos dos factores son fundamentales para el mecanismo que hemos detectado, provocando largos períodos de calor o de frío“, dijo Vladimir Petukhov. No obstante, pasar dos o tres días con una temperatura de 30 grados centígrados no es un problema, veinte días o más crean estrés significativo para muchos ecosistemas y áreas urbanas que no están adaptadas a estas olas de calor prolongadas, dice, citando una mayor mortalidad, incendios forestales y pérdidas en las cosechas.

Vía

Les phénomènes de météo extrême liés à des perturbations des courants atmosphériques

Di lo que piensas

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *